Seguidores

miércoles, 6 de abril de 2011

Boca seca. Poros abiertos, limpiando mi piel.

Boca seca. Poros abiertos, limpiando mi piel. Las 3:00 horas. El ventanal, abierto de par en par. Las calles abarrotadas de jóvenes. Bebiendo, sintiéndose mayores, responsables. Experimentando sensaciones nuevas, agradables hasta cierto punto. Natasha pudo oír desde su habitación ,como muchos planeaban ir a la playa, cogerían coches, motos, y de todo aquello que dispusieran. Botellas de vodka, whisky, ron, peché, y demás nombres que ahora mismo no recordaba. Ella no saldría, y menos a esas horas. Pero lo que si haría seguro, sería pasarse la noche cara la ventana, o, meter el agua en la nevera y sacarla cada media hora. Al día siguiente, una de playa, sin duda. Pensó en llamar a Tania, para comentárselo, la hora le paró un poco, pero lo hizo. Quedaron al día siguiente, en casa de Tania, a las nueve de la mañana, no deseaban llegar tarde, y mucho menos el primer día. Se pasarían el día allí, por la tarde darían una vuelta, se pararían en el mercadillo central, haber si algo caía. Y ya cara la noche volverían a casa de Tania, para salir de nuevo, por la noche.


No hay comentarios:

Publicar un comentario